Una craneoplastía total en un bebé de nueve meses, que consistió en modificar la forma del cráneo, evitando con ello problemas de desarrollo motriz e intelectual, además de deformaciones que podrían poner en riesgo su vida, fue realizada por médicos mexicanos.

El director general del Hospital General de México (HGM) “Eduardo Liceaga”, César Athié Gutiérrez, señaló que esta fue la primera intervención que se realiza con una técnica que permite que en un solo tiempo quirúrgico se lleve a cabo la corrección, ya que anteriormente se requerían dos operaciones, lo que implicaba altos costos para la institución y para la familia del paciente.

Señaló que el procedimiento realizado el 28 de abril estuvo a cargo de un equipo multidisciplinario de los diferentes servicios del Hospital General de México como pediatría, neurología y cirugía plástica y reconstructiva, encabezado por el doctor Jordi Puente Espel.

El director del Hospital General de México puntualizó que a casi dos meses de la intervención, el paciente muestra un perímetro y forma craneanos normales y su desarrollo cognitivo y psicomotriz son los adecuados para su edad, por lo que se considera en evolución satisfactoria, aunque se mantendrá bajo supervisión médica.

El doctor Puente Espel, especialista en cirugía reconstructiva cráneofacial, indicó a su vez que la enfermedad que presentaba el menor es conocida como craneosinostosis, en la que se fusionan de manera prematura los espacios entre los huesos del cráneo.

Explicó que los bebés cuando nacen presentan “saturas craneales”, que son los espacios en el cráneo que se encuentran abiertos para permitir el paso de la cabeza del bebé a través de la pelvis de la madre durante el parto. Una vez que nace el infante, estos huesos se mantienen abiertos durante los primeros años, con el fin de permitir el crecimiento del cerebro.

Cuando se cierran prematuramente no permiten la expansión normal del cerebro, ocasionando graves alteraciones.

El especialista mencionó que la craneoplastía consiste en quitar el segmento del hueso afectado y remodelar en su totalidad el cráneo, intervención que se debe realizar antes del año de edad para evitar secuelas graves.

Señaló que la craneosinostosis se presenta en 0, 6 por cada mil recién nacidos vivos, y hasta el momento se desconoce su origen; sin embargo, se han identificado factores de riesgo como la ingesta de ciertos medicamentos, deficiencias vitamínicas y raquitismo durante el embarazo.

Finalmente, dijo que con la nueva técnica se podrán realizar más intervenciones quirúrgicas en bebés que presentan el mismo problema, y hasta el momento ya se encuentran programados para cirugía cuatro menores que nacieron con esta condición.

junio 22/ 2015 (Notimex).-

Tomado del Boletín de Prensa Latina Copyright 2015  Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.

 

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración