En un primer estudio clínico de su clase, médicos científicos de University Hospitals (UH) Case Medical Center descubrieron que la calidad del sueño tiene una repercusión en la función y el envejecimiento de la piel.

El estudio recién concluido, comisionado por Estée Lauder, demostró que quienes tenían deficiencia de sueño mostraban más signos de envejecimiento de la piel y un restablecimiento más lento tras diversos factores ambientales estresantes, como la solución de continuidad de la barrera de la piel o la radiación ultravioleta (UV). Las personas con deficiencia del sueño también tuvieron una peor evaluación de su propia piel y aspecto facial.

El equipo de investigación, dirigido por la investigadora principal Dra. Elma Baron, presentó sus datos esta primavera en el Congreso Internacional de Investigación en Dermatología en Edimburgo, Escocia, en un resumen titulado “Efectos de la Calidad de Sueño sobre el Envejecimiento y la Función de la Piel”.

“Nuestro estudio es el primero en demostrar de manera definitiva que el sueño inadecuado se correlaciona con una reducción de la salud de la piel y acelera el envejecimiento de la piel. Las mujeres con privación del sueño muestran signos de envejecimiento prematuro de la piel y una disminución de la capacidad de su piel para restablecerse después de la exposición a la luz solar” dijo la Dra. Baron, Directora del Centro de Estudio de la Piel en el UH Case Medical Center y Profesora Asociada de Dermatología en la Escuela de Medicina de la Universidad Case Western Reserve. “El sueño insuficiente se ha convertido en una epidemia a nivel mundial. Aunque la privación crónica del sueño se ha vinculado a problemas médicos como obesidad, diabetes, cáncer y deficiencia inmunitaria, previamente se desconocían sus efectos sobre la función de la piel”.

Las funciones de la piel son una barrera importante contra los factores externos estresantes como las toxinas ambientales y el daño al ADN provocado por el sol. El equipo de investigadores también determinó si la calidad del sueño tenía una influencia negativa en la función y el aspecto de la piel, lo cual es decisivo para el desarrollo y la renovación de los sistemas inmunitarios y fisiológicos del cuerpo.

En el estudio participaron 60 mujeres premenopáusicas de entre 30 y 49 años de edad y la mitad de ellas tenía una calidad de sueño deficiente. Se efectuó la clasificación en base a la duración promedio del sueño y el Índice de Calidad del Sueño de Pittsburgh, una valoración basada en un cuestionario estándar sobre la calidad del sueño. El estudio consistió en una valoración visual de la piel y la participación en varias pruebas de estímulo no penetrante de la piel como la exposición a la luz UV y la alteración de la barrera de la piel. Así mismo, las participantes llenaron un registro de sueño durante una semana para cuantificar la duración del mismo.

Los investigadores descubrieron diferencias estadísticamente significativas entre quienes tenían una calidad de sueño satisfactoria y quienes tenían un sueño deficiente. Utilizando el sistema de calificación del envejecimiento de la piel SCINEXA, quienes tenían una calidad deficiente del sueño mostraron un aumento en los signos de envejecimiento intrínseco de la piel lo que comprendía líneas finas, pigmentación irregular y falta de flexibilidad de la piel así como reducción de la elasticidad. En este sistema, un puntaje más alto significa un aspecto más envejecido. El puntaje promedio en las personas con una buena calidad de sueño fue 2,2 frente a 4,4 en las personas con una mala calidad de sueño. No descubrieron diferencias importantes entre los grupos en cuanto a los signos de envejecimiento extrínseco, los cuales se atribuyeron principalmente a la exposición a la luz solar, tales como arrugas gruesas y pecas por quemadura solar.

Los investigadores descubrieron que quienes tenían una buena calidad de sueño se restablecían con más eficiencia de los factores estresantes de la piel. El restablecimiento tras la quemadura solar fue más lento en quienes tenían una mala calidad de sueño, de manera que el eritema (enrojecimiento) persistía por más de 72 horas, lo que indica que la inflamación se resolvía con menos eficiencia. Se utilizó una prueba de pérdida de Agua Transepidérmica (TEWL por sus siglas en inglés) en diversos momentos de valoración para determinar la capacidad de la piel como barrera eficaz contra la pérdida de la humedad. En las mediciones realizadas 72 horas después de un factor estresante para la barrera de la piel (remoción de una cinta), el restablecimiento de quienes tenían una buena calidad de sueño fue 30% más alto que quienes tenían una mala calidad de sueño (14% frente a -6%), lo que demuestra que reparaban el daño con más rapidez.

Así mismo, quienes tenían una mala calidad del sueño tuvieron significativamente más probabilidades de presentar un índice de masa corporal (BMI) más alto. Por ejemplo, 23% de las personas con buena calidad de sueño eran obesas en comparación con 44% de quienes tenían una mala calidad de sueño. No es sorprendente que la autopercepción del atractivo fuese significativamente mejor en quienes tenían una buena calidad de sueño (puntaje medio de 21 en la autoevaluación) frente a las que tenían mala calidad del sueño (puntaje medio de 18).

“Esta investigación muestra por primera vez que la mala calidad del sueño puede acelerar los signos de envejecimiento de la piel y debilitar la capacidad de la piel para repararse a sí mismo por la noche”, dijo el Dr. Daniel Yarosh, Vicepresidente de Investigación de Ciencias Básicas, Investigación y Desarrollo, en Estée Lauder. “Estas relaciones entre el sueño y el envejecimiento de la piel, ahora respaldadas con datos científicos sólidos tendrán un importante efecto sobre la forma en que estudiamos la piel y sus funciones. Vemos estos hallazgos como otra forma en que podemos dirigir nuestra investigación científica hacia las verdaderas necesidades de nuestros clientes que quieren verse y sentirse lo mejor posible”.
agosto 14/2013 (Medcenter News)

agosto 26, 2013 | Dra. María T. Oliva Roselló | Filed under: Dermatología y Venerología, Neurología | Etiquetas: , , |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

    agosto 2013
    L M X J V S D
    « jul   sep »
     1234
    567891011
    12131415161718
    19202122232425
    262728293031  
  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración