Un grupo internacional de científicos ha identificado trece nuevas variantes genéticas asociadas al riesgo de padecer cardiopatía isquémica (infarto de miocardio o angina de pecho), lo que permite ahondar en el conocimiento de esta dolencia, la principal causa de muerte en los países industrializados.Se estima que los factores genéticos explican un 40% del riesgo de presentar esta enfermedad en la población, explicó a EFE Roberto Elosua, coordinador del grupo de Investigación en Epidemiología y Genética Cardiovascular del Instituto de Investigación Hospital del Mar (IMIM), que colabora en el trabajo.
En estudios anteriores, en los que también participó ese centro de investigación español, ya se encontraron doce variantes vinculadas a esta dolencia.
\”Ahora se han identificado trece nuevas características genéticas asociadas con una mayor probabilidad de presentar un infarto de miocardio o angina de pecho, de modo que en la actualidad conocemos veinticinco variantes asociadas con esta enfermedad\”, destacó.
Aunque con este estudio se hayan conseguido duplicar, estas veinticinco características genéticas solo explican un 10% de los factores genéticos relacionados con la cardiopatía isquémica. De momento, los investigadores no conocen el 90% restante, si bien ya se están dando pasos para su estudio.
Se estima que ese 90% esté relacionado con variantes genéticas raras o poco frecuentes en la población, que, aunque afectan a menos del 5%, implican un gran riesgo de padecer infarto o angina de pecho, u otras características genéticas que modifican la estructura del ADN que se están comenzando a estudiar, indicó Elosua.
Las veinticinco variantes identificadas hasta ahora son variantes comunes, presentes en más del 10% de la población. En cada una de éstas hay una característica genética que indica el exceso de riesgo cardiovascular.
Cada persona puede presentar esta característica genética 0 veces (no heredada de sus padres), 1 vez (heredada de su padre o madre) o 2 veces (heredada de su padre y madre). Por cada vez que se presenta una de estas características genéticas de riesgo, la probabilidad de presentar cardiopatía isquémica aumenta entre un 6 y 17%.
Este estudio también ha constado que de las 13 características genéticas nuevas, solo tres están relacionadas con factores de riesgo cardiovascular clásicos: dos con colesterol y una con hipertensión arterial. Elosua explicó que las otras diez podrían estar asociadas a factores de riesgo desconocidos hasta ahora.
Profundizar en el conocimiento genético de esta enfermedad permite identificar y entender mejor sus causas, lo que, en un futuro, posibilitará desarrollar nuevos fármacos, así como cuantificar mejor el riesgo de una persona a padecerla.
Si bien esta enfermedad tiene un componente genético, el 60% depende de factores ambientales.
\”Las recomendaciones sobre un estilo de vida saludable siguen teniendo la misma relevancia, e incluso más, porque es lo único que podemos modificar, no así los genes\”, subrayó.
Esta investigación, cuyos resultados se publican en la revista Nature Genetics (doi:10.1038/ng.784), está enmarcada en Cardiogram, proyecto en el que participan más de cien instituciones internacionales.
Madrid, marzo 6/2011 (EFE)

Para los lectores del dominio *sld.cu acceder al artículo a texto completo a través de Hinari. Nature Genetics. Large-scale association analysis identifies 13 new susceptibility loci for coronary artery disease. Published online 6 March 2011

marzo 8, 2011 | Lic. Heidy Ramírez Vázquez | Filed under: Enfermedades Cardiovasculares, Epidemiología, Genética | Etiquetas: , , , |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración