Investigadores de la Facultad Baylor de Medicina encuentran un fármaco que, mediante sobre estimulación de proteínas cruciales en el crecimiento del tumor, podría ser una nueva estrategia para tratar distintos tipos de cáncer.

Investigadores americanos hallaron un fármaco capaz de inhibir el crecimiento tumoral en un ratón con cáncer mama y de matar eficientemente un amplia gama de células cancerígenas humanas.

“Ningún fármaco desarrollado antes o propuesto actualmente estimula un oncogén para promover una terapia”, dijo David Lonard, coautor jefe del estudio de la Facultad Baylor de Medicina. “Nuestro fármaco prototipo trabaja en múltiple tipos de cáncer y nos alienta a que este podría ser una condición más general para el arsenal de medicamentos contra el cáncer”.

Buscando el mejor candidato

Gran parte de la investigación se ha centrado en identificar oncogenes que podrían ser objetivo de los fármacos para el cáncer.

Los miembros de la familia de oncogenes del coactivador del receptor esteroide son especialmente prometedores como objetivos terapéuticos porque estas proteínas se sitúan en conexiones claves que las células del cáncer usan para crecer rápidamente, extenderse a otros tejidos, y adquirir resistencia a fármacos.

En un estudio previo, Lonard y el coautor jefe del estudio Bert O’malley, de la Facultad Baylor de Medicina, monitorizaron un gran número de compuestos para identificar la inhibición de moléculas coactivadores del receptor esteroide.

Estos compuestos son similares a las terapias convencionales diseñadas para inhibir la actividad clave de oncogenes en el cáncer. Pero Lonard y O’Malley tuvieron otra idea: ¿Podrían interrumpir las vías claves y matar células de cáncer por sobre estimulación de los coactivadores del receptor esteroide?

Después de todo, las células de cáncer confían plenamente en los coactivadores para dirigir una gran cantidad de eventos celulares. Así pues la estimulación de los coactivadores podría ser tan efectiva como la inhibición al interrumpir el equilibrio de la actividad señalada en las células de cáncer.

Con esta idea, monitorizaron cientos de miles de compuestos hasta identificar un activador potente para los coactivadores llamado MCB-613. Este compuesto mató células de cáncer de pecho, prostático, de pulmón y de hígado humano, mientras cuidaba las células sanas. Cuando los investigadores administraron MCB-613  a 13 ratones con cáncer mama, el fármaco casi eliminó completamente el crecimiento tumoral sin causar toxicidad, mientras que los tumores continuaron creciendo unas tres veces más en siete semanas en el grupo control de 14 ratones.

Como actúa el MCB-613

MCB-613 mató las células cancerígenas por acumulación de proteínas no plegadas en una estructura celular llamada retículo endoplasmático (RE). Para su rápida proliferación, las células de cáncer deben sintetizar una gran cantidad de proteínas, poniendo una cepa en el RE para continuar con su dura carga de trabajo. La sobre estimulación de los coactivadores del receptor esteroide coloca demandas extras en el RE cuando está operando a máxima capacidad, provocando la acumulación de una gran cantidad de proteínas no plegadas. Esto provoca una respuesta estresante de la célula que, al contrario, causa un crecimiento de moléculas tóxicas llamadas especies reactivas de oxígeno.

Los hallazgos sugieren que la elevación de la actividad de los coactivadores del receptor esteroide más allá de los altos niveles presentes en las células de cáncer aumenta las presiones de su máxima respuesta al estrés y selectivamente las mata.

agosto 11 / 2015 (Diario Médico)

 

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración