Nuevas investigaciones con células madre en el hígado permiten analizar la eficacia de los medicamentos y personalizarlos.

El Instituto Tecnológico de Massachusetts  ha diseñado la manera de usar los hepatocitos humanos derivados de las células madre pluripotentes, para así desarrollar potenciales medicamentos y vacunas contra la malaria en su estadio hepático de esta infección. El descubrimiento podría ofrecer nuevas oportunidades para personalizar medicamentos más efectivos que combatan esta enfermedad que causa más de medio millón de muertos en el mundo cada año.

Dicen sus descubridores que “su plataforma puede ser usada para probar medicamentos del paciente, que actúa contra este parásito en las primeras etapas en el hígado antes de que provoque enfermedad en la sangre y se expanda a través del mosquito vector”, añaden la importancia de esto dado el creciente número de medicamentos resistentes a la malaria.

El mayor reto de esta enfermedad es que el parásito puede resistir en el hígado y provocar recaídas años más tarde. Los medicamentos o vacunas dirigidos al hígado pueden bloquear el ataque inicial de la infección sanguínea y quizás erradicar el parasito latente y la enfermedad.

Sin embargo, de momento los métodos que tratan el estadio hígado son limitados debido al número de células hepáticas de donantes disponible y la falta de diversidad genética de estas células donantes. El reto no es sólo determinar cuáles  genes influyen en la respuesta de los medicamentos, sino también el establecer el método de explorar el desarrollo de un medicamento personalizado.

Para superar estos problemas el equipo de investigadores ha reprogramado las células de la piel humanas en células madre pluripotentes inducidas (iPS) capaces de convertirse en una célula concreta relevante para el estudio de cada caso particular. Las iPS son una fuente renovable de células del hígado que mantienen los genes del donante y pueden regenerarse en cualquier otro donante. Esta característica permite representar a un amplio espectro de población humana en la protección de los medicamentos y da la oportunidad de individualizar las respuestas a los medicamentos, al igual que los factores genéticos determinan la susceptibilidad a la infección.

Los investigadores infectaron las IPS convertidas en hepatocitos con diferentes parásitos de malaria en fase hepática. Estas células son sensibles a un medicamento llamado atovaquona; la maduración química a través de la exposición de pequeñas células hace a las células sensibles a otro medicamento antipalúdico, la primaquina, demostrando la utilidad para probar los nuevos medicamentos.

Pensando en el futuro estos investigadores esperan que la adaptación de las células iPS en hepatocito sea expansible, impulsando el rendimiento de otros soportes rápidos y eficientes de medicamentos.

El uso de estas células inducidas abre la puerta al estudio sobre la influencia de los genes en la eficiencia de los medicamentos antimalaria y sienta las bases de su uso en el descubrimiento de otros medicamentos contra la malaria.

febrero 5 / 2015  (Diario Médico)

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

    febrero 2015
    L M X J V S D
    « ene   mar »
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    232425262728  
  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración