El análisis del genoma en individuos que habitan las regiones más elevadas pudiera esclarecer las causas que provocan el llamado “mal de las alturas” para tratar ese padecimiento, señalan científicos estadounidenses.

Según los expertos de la Universidad de California, Estados Unidos, los genes SENP1 y ANP32D son más significativos en personas de estas regiones que sufren el mal crónico respecto a quienes no padecen la enfermedad.

El equipo secuenció el genoma de 20 habitantes de los Andes de los cuales la mitad padecía esta enfermedad, generada por la incapacidad del organismo para adaptarse a la falta de oxígeno, lo cual provoca infartos, náuseas y otros efectos negativos.

La investigación demostró que al reducir la expresión de estos dos genes mejora la supervivencia en condiciones de escasez de oxígeno, un resultado que pudiera contribuir a disminuir el número de afecciones por esa dolencia. También podría ofrecer soluciones farmacológicas para el tratamiento de aquellos males vinculados con la falta de oxígeno.

La cordillera de los Andes está ubicada a cuatro mil kilómetros sobre el nivel del mar y su pico más alto se encuentra en Argentina, es la más importante de Suramérica y recorre varias naciones del continente.
septiembre 18/2013 (PL)

Tomado del boletín de selección temática de Prensa Latina: Copyright 2013 “Agencia Informativa Latinoamericana Prensa Latina S.A.”

septiembre 24, 2013 | Dra. María T. Oliva Roselló | Filed under: Genética, Medicina Ambiental | Etiquetas: , , , |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

    septiembre 2013
    L M X J V S D
    « ago   oct »
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    30  
  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración