En una conferencia que concluyó en días recientes, los médicos informaron haber alcanzado avances en el combate a casi todas las formas de cáncer.
El principal logro dado a conocer en una publicación de la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica fue aumentar la expectativa de vida de dos a seis meses.Un medicamento puede demorar el tiempo en que el cáncer de ovario puede agravarse.
Los avances han sido lentos en el combate al cáncer. Las nuevas terapias son puestas a prueba en personas que están tan enfermas y tan carentes de opciones que cualquier extensión de la vida es considerada como un éxito. La cura no es posible de manera habitual.
Sin embargo, algunos de los avances reportados en esta semana en contra del cáncer de mama y de próstata, de la leucemia y del mortífero cáncer de piel llamado melanoma podrían ser más importantes de lo que parecen. Estas tendencias ofrecen razones para abrigar optimismo.
Los medicamentos más nuevos parecen marcar una gran diferencia para grupos pequeños y específicos de pacientes y las empresas están desarrollando tratamientos que combaten de manera más precisa a los genes que están detrás de esos subtipos de cáncer.
Los laboratorios Pfizer Inc. apresuraron las pruebas de etapa posterior de uno de esos tipos de fármacos: el crizotinib, que está enfocado a utilizarse en solo el 4% de los pacientes que sufren cáncer de pulmón.
Más del 90% de ellos respondieron al consumo del fármaco en pruebas iniciales. Las altas tasas de respuesta también se han atestiguado en otros fármacos nuevos para combatir al melanoma y al cáncer de mama que es provocado por ciertos genes.
La esperanza es desarrollar suficientes de estos tratamiento especializados, en los que todos los pacientes que sufran cáncer puedan hallar algún medicamento que les funcione.
Respuestas más rápidas para estudios más pequeños y focalizados. La prueba de Pfizer con el crizotinib solo consideró a 318 pacientes y será concluida a principios del año próximo.
También se comenzará a utilizar el fármaco en las primeras etapas de la enfermedad en vez de hacerlo como recurso de último momento.
\»Uno no necesita hacer realmente pruebas muy grandes si funciona tan bien (el fármaco) y si el grupo de pacientes que parecen beneficiarse pueden ser identificados por anticipado\», señaló el médico Roy Herbst, director de la división de combate al cáncer de pulmón en el Centro Oncológico M.D. Anderson de la Universidad de Texas en Houston.

Chicago, junio 23/2010 (AP)

junio 24, 2010 | Lic. Heidy Ramírez Vázquez | Filed under: Oncología, Salud Pública | Etiquetas: , , , , |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración