Una terapia desarrollada por investigadores brasileños y británicos permite reducir significativamente la gravedad y la mortalidad por sepsis, como son conocidas las infecciones generalizadas que se producen después de una infección bacteriana.
Los investigadores de la Universidad de Sao Paulo (USP) descubrieron importantes mecanismos fisiopatológicos que permiten contrarrestar las sepsis, informó la Fundación de Apoyo a la Investigación en el Estado de Sao Paulo (Fapesp), que financió parte del proyecto.
Estas infecciones generalizadas por lo general tienen altos grados de mortalidad en todo el mundo debido a las posibilidades limitadas de tratamiento.
Los científicos brasileños, sin embargo, consiguieron demostrar que una nueva citocina es capaz de preservar los mecanismos de defensa innatos del organismo y, por esa razón, reducir la gravedad de la condición infecciosa.
Las citocinas son grupos de moléculas involucradas en la emisión de señales entre células durante el proceso de desencadenamiento de las respuestas inmunes.
Los ratones de laboratorio con sepsis tratados con citocina IL-33 registraron un aumento del flujo de neutrófilos, que son los primeros leucocitos que se dirigen hacia los locales infectados, con lo que sus organismos tuvieron más eficiencia para combatir las infecciones bacterianas.
El resultado de la investigación coordinada por Sergio Henrique Ferreira,investigador del Departamento de Farmacología de la Facultad de Medicina de la USP, fue destacado en un artículo publicado en la última edición de la revista científica Nature Medicine.
\»Los gastos mundiales con la sepsis vienen aumentando anualmente e, incluso así, su incidencia no ha sido modificada significativamente\», según el farmacólogo Fernando Queiroz Cunha, también investigador de la USP y uno de los responsables por el proyecto.
\»En Brasil, por ejemplo, la mortalidad causada por la sepsis varía entre un 40% y un 50% de los casos\», agregó Cunha.
En el estudio también participaron investigadores de la Universidad de Glasgow (Escocia) y del Laboratorio de Medicina Molecular del Consejo de Pesquisa Médica del Reino Unido, con sede en Cambridge (Inglaterra).
Los investigadores descubrieron inicialmente que, en casos de sepsis, los leucocitos no se dirigen a los locales infectados para combatir la infección.
Tal fenómeno, verificado mediante estudios moleculares, ocurre porque los microorganismos responsables por la infección aumentan en el organismo la producción de una enzima que inhibe la respuesta inmune.
Los científicos, entonces, idearon un tratamiento que impidiese el aumento de la expresión de esa enzima, para lo cual se valieron de la citocina IL-33.
\»Ese procedimiento preserva los mecanismos de defensa innatos, con lo que se consigue una reducción de la gravedad de la sepsis\».
Rio de janeiro, junio 17 (Xinhua)

junio 18, 2010 | Lic. Aleida Figueroa Silverio | Filed under: Infecciones Bacterianas y Micosis, Medicina Interna | Etiquetas: , , |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

    junio 2010
    L M X J V S D
        jul »
     123456
    78910111213
    14151617181920
    21222324252627
    282930  
  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración