Las sonatas de Mozart acarician el oído, pero la creencia de que potencia la inteligencia de los niños es falsa, reveló una investigación difundida que derriba uno de los mitos de la psicología.
El llamado efecto Mozart es una creencia errónea, demostraron científicos de la Universidad de Viena tras analizar 39 estudios que involucraron a más de 3000 personas, sin encontrar evidencia de que esa música influyera, al menos, sobre la capacidad de representación espacial.
\»Recomiendo a todo el mundo escuchar la música de Mozart, pero la esperanza de que con ello aumenten sus capacidades cognitivas es en vano\», señaló Jakob Pietschnig, director de la pesquisa publicada en la revista Intelligence.
Un estudio difundido -en 1993- por la psicóloga estadounidense Fances H. Rauscher sugirió que escuchar las sonatas para dos pianos en re mayor de Mozart tenía a corto plazo un efecto en la memoria espacial. Otra investigación publicada -en 1999- por el psicólogo norteamericano Christopher Chabris, no demostró que la música del genio de Salzburgo mejorara la inteligencia.

Viena, mayo 5/2010 (PL)

mayo 8, 2010 | Lic. Sandra Rodríguez García | Filed under: Psicología | Etiquetas: |

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración