El consumo de grasas poliinsaturadas puede reducir en un 20% el riesgo de sufrir problemas cardiovasculares, divulgó la revista PLoS Medicine en su edición más reciente. 
Los resultados de esta investigación de científicos de la Escuela de Medicina de Harvard, Estados Unidos, se basan en el análisis de ocho estudios que involucraron a 13 mil personas.
El cambio de dieta rica en grasas saturadas por alimentos que contienen grasas poliinsaturadas logró reducir las probabilidades de ataques cardiacos en un 20%.
Al contrario de lo que ocurren con las comidas ricas en grasas saturadas que aumentan el colesterol malo el cual provoca el bloqueo de las arterias, las grasas poliinsaturadas que se encuentran en alimentos como el pescado contribuyen a aumentar el colesterol bueno en la sangre.
\”Nuestros resultados revelan que las grasas poliinsaturadas deben ser la principal alternativa de reemplazo de las grasas saturadas para lograr una buena salud cardiaca\”, indicó Dariush Mazaffarian, autor principal del estudio.
Los resultados del trabajo refuerzan el criterio de que es necesario reducir la ingesta de grasas saturadas para tener una mejor salud cardiovascular.
Washington, marzo 27/2010 (PL)

Comments

Comments are closed.

Name

Email

Web

Speak your mind

*
  • Noticias por fecha

  • Noticias anteriores a 2010

    Noticias anteriores a enero de 2010

  • Suscripción AL Día

  • Categorias

    open all | close all
  • Palabras Clave

  • Administración